Blogia
Limoncello

En un lugar de la Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme

Murió a las 5 de la madrugada, a la hora de lo toreros, a la hora de su querido cancionero de Lorca, a la hora de la muerte de Sanchez Mejías. Murió en las horas oscuras en un hospital tantas veces visitado en los últimos años. Y yo no estaba allí para asirle la mano. Ese dolor es sordo y profundo y ahora se me clava como cuchillos en los ojos y en la piel de mi garganta. Pero me quedo admirando su libertad torera y el sabe, tu sabes que esos eran tus desfiladeros privados y reservados para los seres anarquicos como tu.

Mi padre fue un soñador. Una vez hizo la ruta del Quijote y andaba estos años queriendo recuperar aqueños sueños de juventud. Quería que yo retomara el testigo y escribiera sus andanzas. Así que hoy con estas palabras de la hija que ha heredado su sensibilidad y su debilidad al mismo tiempo, de la hija que mas se parece en sus desvaríos, dejo escritas pinceladas del camino que me toca ahora seguir andando con el pero de otra forma. Eso si, padre yo escribiré las mías como has hecho tu, y con la misma libertad, pero las mías, y con la misma cabezonería, lo sabes. Vivió como el quiso con todas sus consecuencias. Adios padre. Me has dado muchas cosas sin tu saberlo. GRACIAS.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Jonás -

Pena que te hayas ido. Quizás más palabras, más sueños, más pasión hubieran estado bien. Hay quienes bebemos de los que sabéis decir. Nos vemos en vuestras palabras y vivimos vuestras expresiones. Lastima que ya no estés y haberte descubierto tan tarde.

brother -

Hola hermana yo tambien en el fondo de mi corazón(que es también el fondo de mi cerebro), tengo cierta angustia de no haber estado acompañando a papá en el momento del adiós, besitos.

Lore -

Me emocionan tus palabras...
Ayer estuve con Juan, otro placer.

limoncello -

gracias antonio, me gustó tu callejon , pero seguiré leyendo

Antonio -

Me encanta seguir las pistas que otros van dejando. E ir creando mi propia ruta.
Por aquí me quedo un rato cogiendo mijitas de pan....

Saludos
Antonio

Ál -

Uno paga siempre con la vida lo vivido.
un beso.
Pd: tomamos un café o lo que sea cuando quieras.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres